Antes de nada he decir que no soy inversor en Housers. No me ha ido bien con ellos ni estoy afectado por ningún fraude. Nada de nada. Porque no he invertido en ellos. Sin embargo, su anuncio me apareció en Youtube y captó mi atención, porque parecía una REIT, y ya sabéis lo mucho que me gusta invertir en REIT. No obstante, Housers no es una REIT es, como indican ellos mismos, un crowdfunding inmobiliario. Y lo que haces al invertir no es comprar una participación en la compañía, les prestas dinero para que construyan el inmueble, ya sea un bloque de pisos (su principal foco) o un local comercial. Ahora bien, hay algunos aspectos que no me dan confianza, y aunque, como digo, no me afecta en absoluto, me gustaría ofrecer algunas opiniones sobre qué es Housers y qué ofrecen.

Vaya por delante una aclaración. He añadido a este artículo la etiqueta «Estafa» porque menciono las preocupaciones que me despierta Housers como plataforma de inversión. Pero no creo que Housers sea una estafa —a menos que lo diga la Justicia, claro está—, sino un negocio bien concebido y muy mal gestionado. Sin embargo, un negocio mal gestionado ya es excusa suficiente para que no quiera ni acercarme a Housers como una posibilidad donde invertir. Buenas oportunidades de inversión hay por todos lados, y no estamos para elegir el caballo perdedor. Y como a mí no se me ocurriría invertir, comparto mi opinión contigo sobre este asunto.

Crowdfunding inmobiliario me parece buena idea…

¿Cómo funciona el crowdfunding inmobiliario? La premisa es sencilla, y en realidad es una buena idea. Compráis el piso entre varios, lo alquiláis, y os repartís el dinero del alquiler (de forma proporcional a lo invertido). Es una interesante propuesta porque:

  • A) No necesitas pagar todo el piso, ni pedir préstamos (con los intereses que ello implica).
  • B) Puedes participar en el alquiler de más de una vivienda, lo que reduce los riesgos de un inquilino problemático. Cierto es que, a más pisos, más riesgos, pero evitas problemas en caso de tener un único piso alquilado.

Bajo esta premisa, me apuntaría. Mi primo está valorando algo similar, comprar una vivienda entre él y un amigo, para alquilar. La propuesta del crowdfunding inmobiliario es que en lugar de aportar sesenta o setenta mil euros cada uno, diversas personas aporten cantidades más modestas, entre dos mil y diez mil euros, por ejemplo. Ese es un dinero que seguro tienes a mano. Es como digo, una buena idea.

…pero no es algo nuevo, ya existen las REIT

No obstante, los que escribimos novelas decimos eso de «todas las historias ya están contadas, solo cambia el cómo». En el mundo inmobiliario también. Damas y caballeros, os presento de nuevo un enlace a mi artículo sobre qué son las REIT. Empresas inmobiliarias que cotizan en bolsa y están obligadas, por ley, a pagar a sus accionistas al menos el 80% de los beneficios. Recogen el dinero de miles de personas y compran propiedades (viviendas, oficinas, centros comerciales, residencias de ancianos, etc.) para alquilarlas.

No obstante, no todas las REIT acaban por ser buenos negocios. Como todo en la vida, hay que elegir y confiar en que sea la elección correcta. Yo mismo tengo acciones en LTC Properties (LTC) y New Residential Investment Corp (NRZ), y tuve acciones en Realty Income (O) y Merlin Properties (MRL), una SOCIMI española, pero hay muchas, muchísimas más, y la mayoría me parece mejor negocio que Housers, pero bueno. Es tu decisión.

¿Qué es Housers, el crowdfunding inmobiliario?

Ahora hablaré sobre cómo funciona Housers. ¿Es acaso un tipo de REIT? Esa fue mi primera impresión cuando apareció su anuncio en Youtube, me interesé porque parecía jugoso… sin embargo, al investigarlo mejor y compararlo con lo que suelo invertir… pues lo descarté. Housers se presentó como una organización que recogía dinero para levantar un negocio y devolver lo invertido (con intereses) una vez todo hubiera quedado zanjado. Una inversión de usar y tirar. Eso no me gustó. Soy más de largo plazo, lento y aburrido.

Además, desconfío, y mucho, de ese tipo de empresas que invierten más dinero en publicidad (captar nuevos clientes) que en satisfacer a los que tienen. Es lo típico de los seguros y las compañías telefónicas, te tratan muy bien los primeros meses. En fin, dejemos a un lado esta reflexión.

Housers es una plataforma online donde se ofertan oportunidades de inversión para distintos promotores. El objetivo es captar el capital necesario para adquirir el terreno y pagar las obras, o adquirir el edificio a reformar, para luego venderlo y repartir la plusvalía entre los inversores. Como ya he mencionado, una buena premisa. Existen multitud de proyectos en los que puedes invertir, y puedes invertir en varios, si lo que quieres es diversificar tus inversiones (una costumbre muy saludable). Cada uno de los proyectos muestran su presupuesto, el capital recaudado, información sobre la ubicación, planos, calificación crediticia, etc. Mucha información para que valores bien cada inversión.

Algunos de los proyectos de crowdfunding inmobiliario en Housers
Algunos ejemplos de proyectos donde invertir

Es de creación reciente (2015, si no me equivoco) y ya ha estado implicada en follones judiciales por obras que no han llegado a ningún lado, impagos en los intereses… junto a casos de éxito con inversores que han recuperado su inversión más una jugosa rentabilidad. Parece que tiene de todo, bueno y malo. Como todo negocio suele tener, tal vez. Pero me gustaría centrarme en las luces rojas.

Con Housers no eres inversor, sino prestamista

No veo en ningún lado que seas partícipe de la empresa, socio, propietario o nada por el estilo. Es más, si examinas con calma el sistema te das cuenta de que tu dinero se utiliza para construir el inmueble, y tras su venta o arrendamiento recuperas tu capital inicial más los intereses acumulados. Eso no es invertir en una empresa de la que eres partícipe, eso es un préstamo. Y ellos mismos lo dicen, mediante expresiones como «financiación colectiva».

Y como no eres inversor, no estás asegurado por ninguno de los fondos de garantías de inversiones, que suelen cubrir cifras de veinte mil, cincuenta mil o más, en función del Estado. Personalmente no soy amigo de los préstamos porque carecen de una cosa llamada liquidez, que es la capacidad de vender tu inversión a un tercero si te ves en apuros económicos. No es fácil «vender» tu préstamos de doce mil euros a una persona, pero sí vender distintas acciones por valor de doce mil euros (soy inversor de bolsa, está claro, la cabra tira pa’l monte a la hora de defender lo suyo).

Ahora bien, hablemos de lo bueno, lo más atractivo que tiene Housers. Tradicionalmente la renta fija (el término elegante para referirse a un préstamo) ofrece un rendimiento más bajo que la renta variable porque se libra de los riesgos de esta última. Los bonos del Estado pueden ofrecer hasta un 1,5 o 2% de rentabilidad anual. Los de empresas sólidas entre un 2% y un 3%. Y los llamados bonos basura (empresas en crecimiento, pero sin solidez financiera) en torno a un 4%.

Housers ofrece 8%, 9% de rentabilidad, también 14% a 18 meses (que es un 8% al año), lo que supone jugosísimas rentabilidades para una inversión. El principal atractivo, el motivo fundamental por el que haya investigado sobre la empresa y ahora exista este artículo que estás leyendo.

¿Un préstamo al 9% de interés anual? Algo huele raro

Ahora es momento de preguntarse por qué Housers recurre a este tipo de préstamos a alto interés (micropréstamos, ya que iza la bandera del crowdfunding inmobiliario). Y es la pregunta fundamental que un futuro inversor en Houseres debería plantearse. Resulta extraño que utilicen un método que les fuerza a pagar más intereses de lo habitual (esa jugosa rentabilidad del 9% que ofrecen en sus proyectos de renta fija). No obstante, todo queda aclarado cuando examinas las alternativas.

Los bancos tradicionales ofrecen préstamos a más bajo interés, sí, pero para que te lo concedan debes cumplir una serie de requisitos (el 20% del precio de tu casa por delante, por ejemplo, si vas a pedir una hipoteca). Y si Housers no son elegibles para un préstamo a bajo interés es porque no cumplen los requisitos mínimos. Carecen de garantías. Por lo tanto los banco no concederán a Housers préstamos a bajo interés.

Es más probable que reciban un préstamo de ti (el «inversor») ya que con la promesa de la jugosa rentabilidad es posible atraer capital de muchas personas.

Pongámoslo de otra forma, Housers no tiene un duro y por eso llama a Cofidis (tú), porque Cofidis concede préstamos a diestro y siniestro sin apenas revisar a quién se los presta (los famosos créditos preconcedidos). ¿La trampa? Intereses cercanos al 20% con los que Cofidis se forra.

¿Ves por dónde van los tiros? Tú, el supuesto inversor de Housers, eres Cofidis. Prestas dinero a la empresa, sin ninguna garantía de que podrá devolverte el crédito, a cambio de una promesa de alto rendimiento. Puede salir bien, desde luego, pero le veo muchísimos agujeros al sistema. Especialmente en un mundo donde existen las REIT y SOCIMI, como ya he mencionado antes. El crowdfunding inmobiliario de Housers no es un sistema que pueda apoyar. Esa es mi opinión.

Prestas dinero a la empresa, sin ninguna garantía de que podrá devolverte el crédito, a cambio de una promesa de alto rendimiento. No me interesa. Clic para tuitear

Experiencias con Housers

Y por si las luces rojas no eran suficientes… pues basta con que escribas «Housers estafa. Housers timo. Housers afectados»… y verás una eternidad de quejas en Rankia y otras webs. También verás algo de juego sucio, con magníficas opiniones de cinco estrellas en Trustpilot (pero todas pagadas y con respuestas de Housers) mientras que las de una estrella parecen ser ignoradas. Es uno de esos casos de una empresa que invierte más en publicidad que en mejorar sus servicios.

Pues no. Cero patatero. No soy inversor de Housers y no tengo intención de serlo. Personalmente, preferiría invertir mi dinero en un ETF de inmuebles, pero he creído conveniente advertir sobre lo que PUEDES (tal vez) encontrarte si inviertes en Housers, el denominado crowdfunding inmobiliario. Tras leer las muchas experiencias de otras personas, prefiero dedicar mi atención y dinero a otros lugares. Proyectos que inspiren más confianza.

Por Carlos Pérez Casas

Recoge los beneficios de sus novelas y los invierte en dividendos porque algún día le gustaría jubilarse.

4 comentarios en «Housers, el crowdfunding inmobiliario, no me da buena espina»
  1. Socimis son más seguras que el crowfundig
    Socimis interesantes ?
    Invierto en Urbanitae
    Muchas gracias por tu información

    1. Buenas, Jorge.

      Las SOCIMIs son mucho más seguras que el crowdfunding, pues al fin y al cabo están reguladas por la CNMV y cotizan en bolsa. Personalmente tuve Merlin Properties, pero la vendí porque encontré una mejor oportunidad en Red Eléctrica Española. No obstante, aún conservo diversas REIT (las SOCIMI en EEUU), como son LTC Properties, Armour Residential y New Residential.

      Eso sí, como esto es España para que resulta más rentable invertir en promoción de vivienda (Aedas Homes, por ejemplo) que en alquiler.

      Solo le he echado un vistazo por encima a Urbanitae. La estructura es similar a la de Housers, pero no he investigado si tienen problemas o no. No obstante, si has leído el artículo y ves similitudes entre ambas empresas… ¡desconfía!

  2. Hola Carlos.
    Gracias por tu artículo: como siempre de gran ayuda!
    Una pregunta que no entiendo: dices que en Housers se invierte sin garantía de devolución. Sin embargo, yo acabo de invertir en Housers en dos proyectos y en estos proyectos hay una garantía hipotecaria de primer grado a favor de los inversores reigstrada en el registro de la propiedad. ¿Crees que esta garantía no se inscribe y es todo una estafa?
    Por otro lado, cuando miré de invertir parte de mi porfolio en crowdfunding, analice también urbanitae, stockcrowd y civislend. Por lo que veo todo lo que dices de riesgo (lo del 9% que te huele mal) aplica a cualquier crowd inmobiliaria. ¿Crees que alguna de las que te digo es mejor opción que Housers? Stockcrowd y civislend parecen no tener ni garantía hipotecaria. Y Urbanitae me da miedo el tema del equity ya que conozco casos de promotores que con el equity luego se descrontrola.
    Gracias anticipadas por la respuesta!

    1. Buenas, Nicolás. Precisamente esta semana he leído que han reformado el modelo de negocio —sin duda tras las sanciones impuestas por CNMV— para que exista, al menos, cierta garantía hipotecaria por parte del promotor. Aunque ignoro el grado de compromiso, de activos asegurados o si solo es un lavado de cara o realmente pretende honrar la contribución de los inversores.

      Como ya he mencionado en el artículo, no creo que Housers se trate de una estafa, tan solo un negocio mal gestionado (hasta ahora). Si escribí el artículo fue raíz de recibir numerosas invitaciones y anuncios por su parte (supongo que debido a que hablo de REIT en este blog), pero por lo que fui leyendo en foros y noticias… pues no me dio confianza. Y no me gusta invertir en lo que no me da confianza. Me ocurre lo mismo con criptomonedas y startups. Si quieres invertir PARTE de tu capital, adelante. Es probable que salga bien (ni siquiera en la bolsa hay garantías, como me está demostrando LTC Properties) pero deberías informarte bien acerca de los riesgos.

      PD: Si transcurrido el tiempo de inversión quieres hablar sobre tu experiencia, podemos hacer un hueco en el blog. ¡Nos vemos!
      PD2: No sé nada sobre los otros crowdfunding inmobiliarios que nombras.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *