Aquí llega otro de esos artículos para resolver dudas de los lectores del blog. En realidad serán dos, este para invertir en Mintos a través del mercado primario, y otro sobre el mercado secundario. En cualquier caso, el objetivo es aplicar lo que he aprendido para que obtengas intereses mensuales y minimices los riesgos de impago.

Invertir en préstamos a través de Mintos

Como ya he comentado en otros artículos, cada vez invierto más dinero en la plataforma de crowdlending Mintos. Todavía es una porción reducida de mi portafolio de inversiones, pero es la que más crece, ya que cumple con mi mentalidad de inversor en dividendos: ingresos recurrentes. En este caso, los intereses mensuales (similar a los dividendos mensuales) que generan los préstamos en los que participo.

Por lo tanto, he querido compartir las diferentes combinaciones de préstamos (más bien, de entidades) que utilizo en busca de un equilibrio entre rentabilidad y seguridad. Desde luego, puedes imitar o rechazar lo que propongo, pero al menos explicaré el razonamiento que hay detrás de cada una de las estrategias, porque son varias. En concreto, utilizo seis estrategias para invertir en Mintos:

  1. 15% en estrategia Conservadora
  2. 15% en préstamos a un mes
  3. 40% en préstamos de «buena calidad»
  4. 15% en préstamos de «demora»
  5. 15% en préstamos de inversión

Estos cinco puntos están orientados a crear un equilibrio entre el triángulo de rentabilidad, liquidez y seguridad, los cuales he considerado los tres factores que uno debería considerar a la hora de invertir en crowdlending, ya sea en Mintos o en otras plataformas.

Invertir en Mintos: liquidez

La falta de liquidez es el principal problema de Mintos. Leches, es casi el único problema que le veo a Mintos. Una vez emites un préstamo (compras una participación) tu dinero está ligado hasta que el préstamo expire, se recompre o amortice. Ninguno de esos tres casos depende de ti, sino del prestatario o del originador. Si TÚ quieres recuperar dinero (parte) debes vender el préstamo en el mercado secundarios, y eso conlleva comisiones.

Pero hay formas de maniobrar respecto a este problema de liquidez: usar las estrategias automáticas de Mintos, e invertir en préstamos a muy corto plazo (un mes).

Estrategia conservadora para invertir en Mintos

Esta no es mía. Se trata de una de las estrategias automáticas por defecto que aparecen en Mintos. Para quienes no quieren preocuparse en configurar una a una las condiciones de sus préstamos, la plataforma de crowdlending ofrece tres opciones:

  1. Diversificada (invertir a diestro y siniestro, sin control)
  2. Conservadora (invertir en los préstamos más seguros)
  3. Alta rentabilidad (invertir en los préstamos más rentables)

Los préstamos en estrategia conservadora persiguen dos objetivos. En primer lugar, la liquidez. El defecto de Mintos respecto a la inversión en bolsa es la problemática de recuperar tu dinero. Si bien Mintos permite retirar dinero en un plazo de 2-3 días, solo puedes retirar el dinero disponible, que es el que no está invertido en préstamos. El prestatario puede amortizar un préstamo antes de tiempo, es su derecho, pero tú no puedes exigirle que pague antes de plazo. Si quieres recuperar tu dinero antes de tiempo debes acudir al mercado secundario y vender tu préstamo, a veces con un descuento y siempre pagando comisión (casi la única comisión que Mintos tiene). Pero con las estrategias básicas de Mintos (en este caso, conservadora) puedes recuperar tu dinero en cuestión de horas. De modo que este 15% de mi inversión está orientado a la liquidez inmediata.

En segundo lugar, la estrategia conservadora me permite invertir en entidades que quizá desconozco, y si examino dónde ha invertido Mintos por mí, es posible que encuentre un originador que me interese aplicar en otras estrategias.

Estrategia a un mes

Selecciono plazo máximo de 1 mes, lo cual reduce drásticamente el número de préstamos disponibles, ya que es un requisito muy exigente, selecciono garantía de recompra… y poco más, porque estos requisitos me limitan a España y México. Nada más.

El objetivo aquí es generar un flujo constante de dinero. 10€ invertidos se convierten en 10€ y algunos céntimos (10,07 o 10,08), pero al ser un plazo tan corto, los préstamos expirados se reinvierten constantemente, a diario. Si se me presentan ciertas necesidades de capital, puedo dar la orden de «Mantener sin invertir» cierta cantidad de dinero en Mintos. La primera estrategia que se «vaciará» será esta, ya que los préstamos expiran en un mes o menos. Eso, sumado a la estrategia conservadora y los pagos que reciba de otros préstamos, me proporcionaría cierta liquidez.

No es un plan perfecto, pero esto no es la bolsa (donde recuperas tu dinero entre semana), ni una cuenta bancaria de fácil acceso. Esto es invertir en Mintos. Aunque sí tiene más liquidez que otros tipos de inversiones. Lo bueno es que tienen una rentabilidad en torno al 9-11%, lo que permite combatir la inflación mediante inversiones, incluso una tan alta como la de este año.

Invertir en Mintos: seguridad

¿Cuáles son los riesgos al invertir en préstamos a través de crowdlending? Que el prestatario no pague, o que la entidad prestamista se declare en bancarrota. Analicemos estas dos posibilidades.

La gente que pide prestado dinero es porque lo necesita y eso supone un riesgo para el prestamista, puesto que el prestatario se ha gastado el dinero prestado (lo necesitaba) y ahora debe ahorrar lo que pidió. De este problema surge la tasa de interés. Las entidades prestamistas analizan la capacidad financiera de quienes les piden un préstamo y (si conceden el crédito) aplicarán una tasa de interés proporcional al riesgo de impago. De ahí que los préstamos menos rentables sean los más seguros.

Préstamos de buena calidad

La estrategia más grande de mi cartera. Este no es complicado en absoluto, simplemente selecciono los mejores originadores para invertir en Mintos, los que tienen tanto bajo porcentaje de impagos como buenas garantías de recompra (puedes consultar estos datos en Mintos Risk Score). Te resumo quiénes son estas entidades:

  • Eleving Group
  • ID Finance
  • Sun Finance
  • ESTO
  • Everest Finance
  • Delfin Group
  • IDF Eurasia
  • GoCredit

Entre estos préstamos, descarto los préstamos hipotecarios y de factoraje (los que más riesgo de impago tienen), selecciono garantía de recompra (por supuesto), pongo un plazo mínimo de pago de 12 meses (si un préstamo se devuelve en más plazos de menor cuantía, hay menos probabilidades de impago), diversificación dinámica (que los préstamos se repartan entre diversas entidades) y rentabilidad mínima del 8% (un poco baja, pero así incluyo países más seguros jurídicamente, ya que los préstamos no ofrecen las garantías de invertir en bonos, aunque sí más rentabilidad). Como ves, una estrategia para máxima seguridad y mínimo impago (aun así, alguno habrá, es ley de vida).

Nota: En esta estrategia hay muchos préstamos a Kazajistán que… no es el mejor país del mundo ahora mismo. Cuento con la diversificación dinámica, pero si quieres una capa extra de seguridad, podrías limitar o suprimir los préstamos a ese país.

Préstamos de «inversión»

Si eres habitual del blog, ya sabrás que soy amigo de invertir y enemigo de estar en el lado equivocado de las deudas. Por eso me cae bien la gente que aspira a mejorar su situación económica, aunque deban recurrir en la problemática de pedir prestado para invertir, aunque, en este caso, el fundamento es legítimo, porque no es fácil empezar un negocio sin cierto dinero o (a menudo) crédito. Estoy encantado de ayudar. Además, puesto que es dinero orientado a generar dinero, hay menos probabilidades de impago, gracias a los ingresos adicionales del prestatario.

Por lo tanto, esta estrategia está orientada a los préstamos agrarios (necesarios para la mecanización y la explotación agrícola y ganadera) y comerciales (abrir o expandir negocios). Para ello selecciono esos dos tipos de préstamos y… de repente solo me aparecen cuatro originadores. ¿Por qué? Porque se trata de préstamos de grandes cantidades, no es raro ver algunos de 40.000€ para arriba. Es un negocio muy distinto al de otros originadores, más orientado a la seguridad (los prestatarios son empresas, con bienes que pueden reclamar los deudores) que a la rentabilidad (exprimir a los incautos que se compran Mercedes con sueldos de 700€).

Invertir en Mintos con seguridad

Pero descarto Fenchurch Legal como originador (pese a que sea el más común), ya que tienen un sistema de amortización total, lo que implica devolver el principal+intereses en un único pago al expirar. Es la única exclusión, estoy abierto tanto a rentabilidad (oscila entre el 7-9%) como a plazo (1 a 4 años).

Invertir en Mintos: rentabilidad

He aprendido que a menudo los pagos se retrasan. Aún no he tenido ningún impago (las entidades han cumplido la garantía de recompra) y solo hay problemas con Wowwo (entidad turca que está negociando con Mintos cómo honrar los préstamos pendientes) y 0,52€ pendientes de un préstamo en Rusia (ya sabemos cómo están las cosas). Por lo demás, viento en popa.

Pero he descubierto que existen formas de beneficiarse de estas demoras, incluso desearlas, ya que hay algunas entidades que tienen cláusulas de demora, incluso penalización. Lo que significa que cobras más dinero si el prestatario se demora. Hay entidades que cobran por los días de demora, y otras que penalizan (aplican un interés adicional por cada día de demora). Todos estos datos están disponibles en los detalles de los originadores de préstamos de Mintos, en la sección detalles, columnas «intereses por demora» e «ingresos por penalizaciones».

Ahora bien, esto es más «peligroso» por lo que representa una menor proporción en mi cartera (15% del total). De hecho, funciona como un experimento, a ver cuáles son los resultados después de un año. Nota: de nuevo aparece la compañía Fenchurch Legal, que descarto de mis inversiones.

Este artículo de El euro extra sobre estrategias para invertir en Mintos no debe ser tenido en cuenta como un consejo financiero, sino mi experiencia personal al invertir con ellos a través de su página web. Recuerda que invertir conlleva riesgos de perder tu capital.

Por Carlos Pérez Casas

Recoge los beneficios de sus novelas y los invierte en dividendos porque algún día le gustaría jubilarse.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.